El día que no haya colas para comprar la última tecnología…

cola apple jesus marreroNo sé que pasará cuando dejemos de agolparnos para comprar lo último de…, correr como locos en las rebajas o para ser el primero en tener la nueva moda del momento. Desconozco también, cuando empezó eso de hacer colas y correr como locos para tener el último invento. Lo que sí sé es que no lo entiendo ni lo comparto. Es cierto que me gusta bastante la tecnología, pero no hasta el punto de hacer colas o correr como un poseso detrás de la última novedad. Leía hace un momento que se formaron largas colas en diferentes países del mundo para adquirir el último modelo de apple. No entiendo la necesidad de ser el primero en tener la mejor tecnología, cuando precisamente, los entendidos opinan que es mejor esperar un poco, para ver si tienen algún tipo de fallos y ver que tal funcionan en condiciones reales. Continuar leyendo «El día que no haya colas para comprar la última tecnología…»

21 años

Un uno de septiembre hace ya tanto tiempo que parece olvidado, pero no, continúa presente este día en mi memoria. Seguramente porque el impacto fue impresionante a una edad en la que no estaba acostumbrado a este tipo de despedidas.

Los recuerdos parecen difuminados por el tiempo, pero siguen estando presentes. Algo no era igual aquella mañana. Al levantarme, la cama estaba desecha y nadie contestaba a mis llamadas. La casa estaba desierta, desnuda, violentada por los acontecimientos mañaneros.
Hace 21 años se levantó como todos los días, muy temprano para ir a trabajar. Se sintió mal en el baño, mi madre lo socorrió, vino la ambulancia silenciosamente. No escuché ningún estrépito ni ruido, nada era anormal sino la cama deshecha y el desorden del cuarto. Continuar leyendo «21 años»

Nada puede sustituir el contacto humano

Nadie duda que las relaciones entre personas ha cambiado vertiginosamente. Nuestros padres y abuelos establecían su encuentro social en un banco fuera de la casa al fresco de la tarde, en la plaza, en la venta, en el bar, o a la salida de misa. Algunos añoran ese contacto personal que se establecía donde la mirada, el tono de voz, la postura, decía tanto como el mensaje. No es que ya el contacto personal no sea importante, sino que se ha sustituido por un sistema digital, donde todos estos elementos han desaparecido. Continuar leyendo «Nada puede sustituir el contacto humano»

Víctimodependencia

ser victima jesus marrreroVuelvo con otra palabra que no existe: Victimodependencia. Vendría a significar algo así como que nos gusta ser víctimas, estar tristes siempre, parece que veneramos el sufrimiento, es como si en general tuviéramos mas atracción por lo triste que lo alegre. Tengo mi teoría de por qué nos gusta ir de víctimas y es porque así lo aprendemos de pequeños. Es decir, cuando éramos bebés si lloramos, nuestros cuidadores nos atendían, un poco más granditos, cuando nos lastimábamos en el juego, alguien nos socorría y nos hacia los mimos, seguimos creciendo y cuando lloramos alguien nos consuela. Entonces, la lección es clara: “Si queremos llamar la atención ponte triste», así muchos por la vida van dando pena, de víctimas. Llorando para que los consuelen, tristes, cabizbajos, porque de esa forma, es probable que alguien nos pregunte: ¿que te pasa? Y así ya se  habrá conseguido el propósito: llamar la atención. Continuar leyendo «Víctimodependencia»

Amigodependencia 

amigo jesus marreroNo creo que exista esta palabra, pero con frecuencia, se da este tipo de relación. Consiste en depender de otra persona cercana, considerada como «muy mejor amigo/a», con quien hacemos prácticamente todo. Esa persona nos conoce en profundidad, es mucho más próximo que cualquier otro miembro de la familia, llegando a sustituir cualquier otra relación. A simple vista se trata de una relación perjudicial para la parte más débil. Es un modelo se aprende desde muy joven,cuando se idealiza la amistad. Se basa, por otra parte, en la fuerte vinculación de las amistades en nuestro país, donde los amigos de verdad son considerados parte de la familia y, a veces, la sustituye. Continuar leyendo «Amigodependencia «