No estamos tan mal

De verdad ¿Estamos mal? Vale. Si. La pandemia, la mascarilla, la distancia, el toque de queda y así, podríamos hacer una lista interminable. Pero ¿qué pasa con todo lo bueno que tenemos? Tenemos muchas cosas maravillosas de las que disfrutar y, además, muchos prejuicios. Esta semana ha caído en mis manos una reseña del libro de Hans Rosling “Factfulness”. Algo así como veracidad. En ese documento, precisamente nos propone que no estamos tan mal como creemos, lo que sucede es que tenemos muchos prejuicios.

El problema fundamental es que tenemos muchas ideas preconcebidas que no son veraces. En sus intervenciones públicas Hans Rosling retaba a los asistentes con una serie de preguntas. Interrogaba sobre la pobreza en el mundo, sobre el bienestar en diferentes regiones, sobre la escolarización. Tras esas encuesta demostraba con datos contrastados que estaban en un error. Generalmente nadie acertaba todas las preguntas de varias opciones que Hans les hacía. El motivo: nuestros prejuicios.

Pensamos que estamos mal por la sabiduría popular, por lo que nos han transmitido que, en algunas ocasiones es erróneo. Creemos que estamos mal porque los medios de comunicación se afanan en transmitirnos un montón de noticias negativas cada día, muchas de ellas sesgadas e interesadas con cierta intencionalidad o por ganar audiencias. Algunos motivos que nos inclinan a la negatividad es:

Generalizar: Cuando nos sucede algo malo y pensamos que a todos les pasa lo mismo o que es una situación muy frecuente. Imaginemos que adquirimos un vehículo o un electrodoméstico. Por un defecto de fabricación nos da problemas. Aunque la garantía funciona correctamente y nos lo reparan, procuramos no volver a comprar nada de esa marca, porque nos ha fallado. Porque pensamos que todo lo que hace esa marca es malo. Lo mismo sucede si nos ocurre algo malo en un viaje o en un lugar. Pensaremos que ese lugar es espantoso. No en vano tendemos a generalizar cuando afirmamos: Todos los jóvenes son irresponsables o todos los hombres son iguales ¿Todos? ¿De verdad?

Otro inconveniente es dejarnos llevar por los datos, generalmente negativos, que nos ofrecen los medios de comunicación, sin contrastarlos. Por ejemplo, es muy frecuente que nos hablen de la sequía durante el verano. Casi siempre salen datos alarmantes de lo vacío que están los embalses, las presas y los ríos. Pero nadie, ahora que ha llovido con cierta abundancia, nos cuentan lo lleno que están estos recursos. La misma pandemia, nos deja datos diarios que es imposible de seguir, ni siquiera de comparar. Seguramente, con la finalidad de magnificar y llamar la atención, nos presentan datos de forma espectacular, que en realidad no son tan malos, especialmente si se comparan y se analizan en profundidad.

Damos por hecho lo que nos dicen y así nacen los bulos. ¿Cuántos mensajes circulan por las redes que suelen ser falsos? Personalmente, desde hace tiempo, cada vez que veo una noticia dudosa, la contrasto. Es muy fácil, simplemente con poner su título en un buscador, nos dirá si aparece en medios fiables o no. Pero, en general, no solemos contrastar los mensajes que nos llegan, sino que nos alarman y rápidamente los reenviamos. Lo mismo, si nos cuentan algo: ¿te enteraste lo que le pasó a fulanito/a? Pudo ser una confusión, una equivocación o un error, pero ya creemos a esa persona sin contrastarlo o indagar preguntando al protagonista o en otras fuentes.

No estamos tan mal. Porque estamos vivos, porque tienes la opción de leer esto. Tienes conexión a internet y posibilidad de leer, cosa que, no está al alcance de todos. Si tenemos salud, un lugar donde dormir y no nos falta el alimento, no estamos mal. Es más, deberíamos estar agradecidos por disponer de recursos que no todo el mundo tiene. Seamos positivos/as. Es verdad que la situación no es buena. Puede que no tengas empleo o que no pases por un buen momento. Pero aún así, pensando que no estamos tan mal, será una forma de ver las cosas de modo diferente. ¡¡¡No estamos tan mal!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: