¿El instante o el recuerdo?

Hay cosas a las que no me acostumbro, ¡quizá me esté haciendo mayor! La proliferación de dispositivos móviles y su irrupción en los espacios públicos es algo a lo que no consigo adaptarme, seguramente porque tampoco acudo, no sé si por suerte o por desgracia, con frecuencia a eventos numerosos. jesus marrero moviles auditorio

La foto que tomé ayer corresponde a un acto público, en una actuación musical. Sólo capté una zona del teatro, pero el otro sector estaba igual. Antes de que me acusen de hipócrita, me adelanto. ¡Yo también usé el móvil para hacer alguna fotografía. La única diferencia, si cabe, es que procuraba tomar una foto e inmediatamente guardaba el dispositivo electrónico para disfrutar del sonido en directo. 

La pregunta, al menos para mí, sigue siendo la misma: ¿es preferible grabar el acontecimiento o disfrutarlo en vivo? ¿vale la pena permanecer una hora con el brazo en alto, entumecido? ¿la grabación tendrá el éxito deseado luego cuando se lo mostremos a familiares y amigos? Desconozco la motivación de cada uno de los que grababan afanosamente el concierto de ayer, pero, desde luego prefiero el directo.

Tengo la impresión que nada va a igualar a la sensación de disfrutar de estar allí, con la acústica concreta, en la butaca, con la sensación de calor o no, con la alegría de ver a alguien interpretando cosas en el escenario, la alegría de los niños, la complicidad de las familias, el fallo del directo, la capacidad y el trabajo de los músicos. Ninguno de esos detalles, por muy buena que sea la grabación, se guardará en la cámara como en nuestra mente, en nuestro recuerdo y en nuestro corazón.

Por eso prefiero el directo, el instante, el sólo del batería o del guitarra, que será parecido al de los ensayos, pero nunca igual al de ayer y sin nada que ver con el de mañana. El instante es maravilloso. La grabación del recuerdo quedará almacenada en algún disco duro y únicamente tiene validez para quien estuvo allí, el que presenció el acto y lo relaciona con aquella agradable sensación de lo escuchado. Prefiero disfrutar el momento antes que ver una grabación, la realidad antes que la fotografía. El momento antes que el recuerdo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s