Cadenas estúpidas que circulan por los servicios de mensajería instantánea

UnknownEs frecuente en las redes sociales recibir envíos masivos. Los hay desde una invitación a una actividad, para pedir protección ante los males, también para saber quien es su mejor amigo y recomendaciones varias. Lo gracioso del caso es que muchas personas las reenvían “por si acaso” ¿y si es verdad? ¿y si pasa? Recuerdo alguna de esas cadenas en mis inicios de los servicios de correo electrónico. También caí en ellas. Especialmente en las que afirmaban que reenviando se conseguía donación de alimentos o conseguir ayudar a un necesitado.

Sinceramente, no sé muy bien para qué sirven las cadenas. Los entendidos dicen que de esa manera se conseguían direcciones de correo electrónico a las que enviar publicidad. Si la cadena funciona bien, el número de direcciones crece exponencialmente. No obstante, en el caso de la mensajería instantánea no sé cual es la utilidad, pues no es frecuente recibir mensajes de desconocidos.

Hay algunas cadenas que sinceramente me hacen gracia. Así que haré una lista de las cadenas más estúpidas que he recibido:

La primera y más tonta es aquella que dice que pongas en el primer número de la lista de contactos telefónicos al familiar que quieres que avisen en caso de accidente. Vale. Lo pongo. Tal como indica la cadena lo llamo ACE o con número, ¿pero donde anoto el código de bloqueo de pantalla para que puedan acceder a mis contactos? Con la pantalla bloqueada no podrán ver mi lista. Realmente sin sentido.

La segunda es aquella que dice “si no lo reenvías…” yo estaría muerto hace rato, me habrían caído diez mil rayos y centellas, tendría mala suerte aunque viviera diez mil años. Son cadenas que sólo juegan con nuestra sugestión y no pasa absolutamente nada. De verdad. Prometido. Si no envías la cadena no pasa nada.

La tercera, las que dice que es un técnico del servicio de mensajería que utilizas y que debes enviar un mensaje a todos tus contactos, si no, se cancelará el servicio. ¡Tremenda bobería! El técnico de la compañía de mensajería sabe perfectamente los usuarios que tiene, porque los ve conectados y sabe las descargas que se han realizado de la aplicación. No hace falta que nosotros se lo digamos.

La cuarta, aquella que dice que enviando el mensaje se hará una donación para una buena causa. Hasta cierto punto podía ser creíble con el correo electrónico y la publicidad que lleva adjunta. Pero ¿por el whatsapp? ¿cómo? No tiene sentido. Generalmente son cadenas que circulaban hace años y que se han adaptado al nuevo sistema. Pero sin utilidad ninguna.

Y la quinta y última, para no extenderme más, la que da consejos médicos para salvar vidas. Tal como la que nos indica la forma de actuar en caso de encontrarnos ante un ataque cardiaco, en una situación de emergencia, etc. Es obvio y, sería bueno, que todos tuviésemos unas nociones de primeras auxilios, pero ¿qué podemos hacer, guardar todos los mensajes y clasificarlos por dolencias? ¿Cuando veamos un accidente en la autopista les decimos al accidentado que espere un poco mientras consultamos en el móvil aquel consejo para la situación que presenta?

No hagamos caso a las cadenas. No tienen sentido, juegan con nuestra sugestión y no sirven para nada. No vas a obtener nada por reenviar, ni quien te devuelve el mensaje es el mejero amigo del mundo mundial. Simplemente envía aquellas cosas que te gustaron y no por porque te vayan a devolver ni a dar nada a cambio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s